La química del amor, una nueva forma de entender el proceso de tener un cuerpo sano y buena figura

La química del amor, una nueva forma de entender el proceso de tener un cuerpo sano y buena figura

Sí, el amor adelgaza. Amor pasional o amor a uno mismo, no importa, es la Química del amor.

Cuando uno se enamora el cuerpo libera sustancias químicas cuyo objetivo es hacernos sentir bien, más guap@s y afinar nuestra silueta. ¿Por qué ocurre esto?, no es necesariamente porque uno deje de comer cuando está enamorado, lo cual es bastante habitual, sino por la cantidad de procesos químicos que tienen lugar en nuestro organismo ante tal situación.

quimica-amor-mindfulness-adelgazar-conciencia-plena-2-dibujo-corazon_web

Veamos que sustancias químicas libera nuestro cuerpo:

  • Nuestro cerebro envía señales para producir adrenalina y endorfinas que nos hacen olvidarnos del dolor y los problemas, las penas y la angustia, y nos llevan a un estado de euforia y éxtasis.
  • La timina, una sustancia que estimula el buen humor. La glándula suprarrenal reprime la producción de cortisol, la hormona responsable del estrés. El hígado libera glucosa, que atempera el cansancio muscular y las agujetas. Los glóbulos blancos se reactivan, aumentando las defensas.
  • Otra hormona importante es la serotonina: esta es creada a partir de un aminoácido llamado Triptófano, el cual lo podemos encontrar en el chocolate, la soja, arroz, frijoles, cacahuates, huevo, leche, almendras y pescado. Su función es fundamentalmente inhibitoria. Ejerce influencia sobre el sueño y se relaciona también con los estados de ánimo, las emociones y los estados depresivos. Dado a que ejerce una gran influencia sobre el sistema psiconervioso, frecuentemente se la denomina “hormona del humor”. Se dice también que la serotonina es la “hormona del placer” ya que es una de las hormonas importantes que participan en el acto sexual.
  • Todas estas reacciones nos hacen sentir tan bien que no tenemos necesidad de calmar la ansiedad con la comida. Además de todo esto la subida de dopamina que nos produce el estar enamorados bloquea la hipófisis y anestesia literalmente el estómago y desaparece la sensación de hambre.
  • El verdadero enamoramiento parece ser que sobreviene cuando se produce en el cerebro la FENILETILAMINA, compuesto orgánico de la familia de las anfetaminas y el ácido glutamínico, neurotransmisores que nos hacen sentir en alucinación constante.

Ninguna dieta restrictiva o no, ni horas en el gimnasio, te harán bajar más de peso, que el solo hecho de estar enamorado, ENAMORA-TE. Se pierden kilos sin pasar hambre ni hacer esfuerzos, sino todo lo contario, siendo feliz.

Receta para personas con sobrepeso:

Tomar por la mañana al despertar unos gramos de amor, una cucharada de besos antes y después de las comidas y comprimidos de abrazos a voluntad” (No hace falta consultar con su farmaceútico)

PD: La bilirrubina, como canta Juan Luis Guerra “…inyéctame tu amor como insulina y dame vitamina de cariño que me ha subido la bilirrubina.”* nada tiene que ver con el enamoramiento, su elevación en sangre (tal y como ocurre en la canción) se debe a que el hígado no es capaz de completar correctamente su degradación

Pero salvando lo presente quién sabe… quizás el futuro de la divulgación médica es ponerse a cantar, al menos, el vídeo de “Stroke” y la prevención de estos episodios vasculares parece que está funcionando muy bien para acercar el mensaje.

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

About the author

Samuel Carlos author

Experto en Desarrollo Personal, Educación Consciente y Mindfulness por la UAL. . Autor de “Re-Enamórate, Tu Ganas Vida y Salud” y “Feliz Éxito”. Enfocado en reducir el estrés en personas y organizaciones, para mejorar productividad ganando salud. Investigador y practicante de la Ciencia de la Felicidad.

Deja un comentario

              Inicio - Aviso Legal - Política de Privacidad